Durante el confinamiento redescubrimos que quien tiene una terraza, tiene un tesoro. Y ahora que el buen tiempo ya ha llegado, es el momento...