Die Tragödie eines Kaisers. Su abuela la reina María Amelia de Francia, era la esposa de Luis Felipe I de Francia, y sobrina de la reina María Antonieta que murió decapitada víctima de la revolución francesa. De conformidad con lo establecido con el artículo 2 del Estatuto provisional del Imperio, que la reconocía como regente y cabeza del gobierno ante cualquier ausencia del emperador Maximiliano I; y considerando que en efecto dicha regencia se produjo (durante las giras del monarca al interior del país), ejerciendo distintas funciones ejecutivas, la emperatriz fue la primera mujer gobernante en la historia de México.[1]​[2]​. La última biografía que leí sobre Carlota es de Susanne Igler, una autora de nacionalidad alemana que se ha especializado en el Segundo Imperio. Combinada con su condición de hija única del rey Leopoldo, era una novia deseable. Acudió al Papa Pío IX, a quien imploraba un concordato para el imperio tambaleante, sin embargo, del Papa únicamente consiguió promesas vagas que la desesperaron. En el conflicto entre el segundo imperio y la iglesia católica, Carlota jugó un papel muy importante: ferviente católica, pero escéptica del clero mexicano, negoció sin ceder haciendo que se rompiera definitivamente la relación entre el Estado y la Iglesia. Bénit, André: « Charlotte de Belgique, impératrice du Mexique. Corti, Conte Egon Caesar: Maximilian und Charlotte von Mexiko. México 1967 [1935]. Su hermano el Príncipe Felipe, conde de Flandes, la tenía examinada por médicos, que la declararon demente. Haslip, Joan: The Crown of Mexico: Maximilian and his Empress Carlota. Esta función de compra continuará cargando productos cuando se presione la tecla Enter. Vázquez Lozano, Gustavo: Sesenta años de soledad. Por otro lado, pronto surgieron rumores de infidelidades de Maximiliano, fascinado por las jóvenes mexicanas. "Todo aquello terminó sin haber alcanzado el éxito". Del Paso Fernando: Noticias del Imperio. París 1981. La situación fue exacerbada por un bloqueo de los Estados Unidos que impidió acudir a los refuerzos franceses. La emperatriz Carlota Amalia, que ya se había destacado como atrevida viajera yendo a la Península de Yucatán[10]​ para conocer a los mayas y las ruinas de Uxmal en 1865, decidió cruzar el Océano Atlántico en búsqueda de ayuda en Europa en una tentativa desesperada de salvar el trono de su marido, entrevistándose con la nobleza europea en París y Viena, a quienes recordaba en vano el compromiso contraído cuatro años antes; pero el poco éxito de su petición pudo ser una de las razones por las que comenzó a mostrar síntomas de desequilibrio mental, ayudado por los continuos desplantes del emperador francés Napoleón III. Barcelona 2000. Desternes, Suzanne; Chandet, Henriette: Maximilien et Charlotte. El archiduque Fernando Maximiliano de Habsburgo aceptó la propuesta y la pareja navegó para el Nuevo Mundo, llegando al Puerto de Veracruz en 1864 a bordo de la fragata Novara que fondeó en la bahía del puerto. Promulgó la ley de instrucción pública en la cual se garantizaba la educación primaria, obligatoria y gratuita. Hay mucho mejores cosas sobre ella aquí mismo en Amazon. Frankfurt: Peter Lang 2007 (Studien und Dokumente zur Geschichte der Romanischen Literaturen, 58). 708. La nueva emperatriz intentó, desde un principio, mantener una activa actitud hacia los asuntos políticos. Universiteit van Ámsterdam 2009. Biografías y Memorias Históricas (Libros). Bibesco, Princesse Marthe: Charlotte et Maximilien. Carlota tuvo una relación tensa con la emperatriz Isabel, mejor conocida como Sissi, esposa de su cuñado Francisco José I. Aparentemente Carlota sentía rechazo por la profunda conexión que existía entre la emperatriz y Maximiliano. La Tragedia de la Ambición. Más adelante por presiones de su padre el rey Leopoldo I, se decidió nombrar a Maximiliano como virrey de Lombardía-Venecia. Londres 1946. Carlota de Bélgica (María Carlota Amelia Augusta Victoria Clementina Leopoldina de Sajonia-Coburgo-Gotha, Bruselas, 7 de junio de 1840 - 19 de enero de 1927), fue la segunda y última emperatriz de México; siendo de nacimiento princesa de Bélgica y por su matrimonio archiduquesa de Austria, princesa Hungría y Bohemia y virreina del Lombardo-Véneto entre otros títulos. Gómez Tepexicuapan, Amparo: “Carlota en México.” En: Igler, Susanne; Spiller, Roland (eds. Dios quiera que se nos recuerde con tristeza, pero sin odio". The history of Maximilian and Carlota of Mexico. p. 27-40. Estudios interdisciplinarios acerca de Carlota de México. Tan solo pocos meses después de la coronación, Napoleón III comenzó a señalar su abandono a Maximiliano. En 1866 Francia, bajo la amenaza de Prusia, la presión de los Estados Unidos y especialmente las derrotas que sufrían frente a los guerrilleros de Benito Juárez, retiró sus tropas. María Amalia era la confidente cercana de Carlota, y durante su boda en 1857, llevó una pulsera con un retrato en miniatura de su abuela y mantuvieron correspondencia con regularidad, sobre todo más tarde mientras Carlota se encontraba en México. La canción mexicana conocida como La Paloma, era la melodía favorita de la Emperatriz Carlota, la cual la escuchó cuando llegó a México. Fue así como Carlota Amalia fracasó en el intento de lograr el apoyo europeo para la monarquía mexicana. Cuando Carlota tenía diez años, su madre, la reina Luisa María, murió de tuberculosis y Carlota fue confiada a la Condesa de Hulste, una amiga cercana de la familia. Su actitud y determinación frente al ejercicio del poder, sumadas a sus ideas liberales y la influencia que ejercía a su esposo, no solo la volvieron un importante contrapeso en el poder, sino que era vista como una figura que podría fortalecer la posición del imperio frente al avance republicano, a tal grado que fue apodada como "La roja" por sus posturas radicales.[3]​[4]​[5]​[6]​[7]​[8]​[9]​. Castelot, André: Maximiliano y Carlota. Con Amazon Prime disfruta de envíos GRATIS y rápidos, video, música y mucho más. Igler, Susanne: De la intrusa infame a la loca del castillo: Carlota de México en la literatura de su 'patria adoptiva'. Después de visitar las páginas de detalles de productos, consulta aquí para volver fácilmente a las páginas que te han interesado. © 1996-2020, Amazon.com, Inc. o afiliados. Unos meses antes Carlota había abandonado México en su vano intento de obtener ayuda de Francia y del Papa, al llegar a Europa y fracasar en su misión, comenzó a mostrar signos de locura. Expulsó a los ladrones de los alrededores de la ciudad. Llevando a cabo actuaciones para intentar frenar la inestable situación que se vivía fuera de la ciudad de México, sobre todo con respecto a los grupos guerrilleros y el ejército liberal fiel a Benito Juárez, Carlota intentó ayudar en todo lo posible al emperador Maximiliano. Del Paso, Fernando: Noticias del Imperio, México, 1986, Fondo de Cultura Económica, primera edición, 2014, pag. Carlota como nueva emperatriz, comenzó junto a su esposo Maximiliano a configurar una corte con un rígido protocolo influenciado por su vida juntos en Austria. Desde Francia, se dirigió a Trieste para descansar y después a Roma, con la intención de conseguir el apoyo papal e inclinar a los conservadores mexicanos a su causa.
Hormigas Voladoras En Casa Significado, Recursos Lingüísticos Ejemplos, Plantilla Benfica 2021, Receiver Yamaha Rs202 Comentarios, Crisis De Los 40 Hombres Divorcio, Antónimo De Hijo, Tribu De Zabulón, Al Agua Pato Letra Pescetti, Materiales Que Componen Un Colchón, Frank Grimes Frases,